fbpx

La estrategia digital y el marketing turístico: dos aliados perfectos.

Publicado por SEGITTUR. Ver publicación original aquí.

El marketing consigue renovarse constantemente al utilizar la tendencia como protagonista en las campañas publicitarias de una empresa. En plena era digital, la estrategia de marketing y las herramientas que este ámbito ofrece han de tener precisamente muy en cuenta esta tendencia de la que hablamos para llegar de manera más eficaz al consumidor final.

Ya desde los años noventa, las campañas publicitarias tenían mucho que decir al incluir en sus mensajes, aparentemente motivados por la venta de sus productos, temas de relevancia social o política con el objetivo de generar emociones en los viandantes que veían los carteles publicitarios en plena calle o los espectadores que miraban los spot publicitarios en televisión. El objetivo de estas campañas publicitarias no era meramente el de comercializar sus productos sino llegar mucho más lejos: a las emociones y sentimientos de los consumidores, a quienes orientaban de forma casi inconsciente hacia un consumo motivado por las ganas de hacer del mundo un lugar mejor al tocar temas como la integración o la igualdad. Tomemos como ejemplo el caso de las campañas publicitarias tan célebres de la firma Benetton donde el fotógrafo Oliviero Toscani centraba su trabajo en temas tan de moda como el racismo o la homofóbia a través de sus imágenes. En definitiva, se había encontrado una nueva forma de vender donde tendencia y marketing iban de la mano para ofrecer al consumidor la emoción necesaria despertar sus necesidades.

El turismo no podía quedar al margen de todo esto y, de igual modo, esta industria ha conseguido desarrollar una línea de marketing turístico parecida en lo que respecta a la publicidad. Como era de esperar, los acontecimientos que se han ido sucediendo durante estos últimos años son ahora los desencadenantes de la tendencia del sector turístico más actual. Podemos concluir entonces que la tendencia es pues la consecuencia de los acontecimientos del pasado, que se posicionan hoy en el mercado, según determinados comportamientos, gustos y modas. Acontecimientos y costumbres que han ido apareciendo durante los últimos años como pueden ser la tecnología, la alimentación, la salud o el cambio climático son solo algunos ejemplos de las causas que han permitido que el turismo evolucione hacia otras formas de consumo muy diferentes a las conocidas hasta ahora.

Ante un mundo en constante cambio donde cada vez se da más relevancia a la sostenibilidad en todas sus vertientes, han aparecido nuevas corrientes en el sector turístico que ponen en valor alternativas que priorizan la responsabilidad que asume el viajero durante los viajes, como por ejemplo corrientes como el Turismo Slow, el turismo del silencio o el turismo naranja, todos ellos modelos que sacan a la superficie valores dormidos hasta el momento. Se trata de corrientes alternativas y actuales que además permiten a las empresas del sector posicionarse en el mercado pero, ¿cómo hacerlo hoy? Hablamos entonces de la estrategia digital.

Marketing digital

De igual forma que las acciones publicitarias llevadas a cabo durante los años noventa permitían llegar al consumidor de una forma rápida y eficaz a través de la emoción o la empatía, la estrategia digital es utilizada hoy en las empresas para llegar directamente al consumidor de una forma todavía más efectiva. La emoción ya no se trasmite en papel de una manera impersonal como antes sino que el marketing turístico de la mano ahora de la estrategia digital es capaz de llegar directamente al consumidor anticipándose a nuestras necesidades gracias a la tecnología.

Planificación y segmentación

Una correcta y detallada planificación de la estrategia digital de la empresa nos va a permitir conseguir nuestras metas de una manera ordenada y con resultados medibles. Además, nos ayuda también a definir los objetivos, las herramientas y el medio sobre el que trabajar para conseguirlos. De esta forma, el trabajo SEO, el uso del calendario editorial, la estacionalidad de las campañas publicitarias y, en definitiva, la totalidad de la estrategia digital de la empresa será más efectivas siempre que se lleve a cabo una detallada planificación.

Uno de las tareas digitales que requieren de una precisa planificación y como ya especificaron claramente sus mentores Leland Harden y Rick Bruner a través de su obra Net Results en 1997, es el posicionamiento SEO. Últimamente parece que el trabajo de posicionamiento se ha convertido en el gran protagonista de los mercados digitales y es que a estas alturas no cabe duda de que el SEO es un trabajo digital fundamental para toda empresa.

Los beneficios de conseguir un buen posicionamiento online se traducen básicamente en mayor tráfico digital que, a partir de una previa planificación estratégica, podremos convertir posteriormente en beneficio. De este modo, las palabras clave, la oferta turística, los viajeros y los destinos se unen para dejarnos saber cómo es nuestro cliente potencial: hablamos entonces de segmentación.

La estrategia digital tiene muy en cuenta la segmentación, vital para conocer cuál es la relación entre el producto y el consumidor final. Con una previa segmentación somos capaces de conocer mejor a nuestro cliente objetivo, acción fundamental también cuando hablamos de aumentar la rentabilidad y las conversiones. Segmentar a nuestro cliente nos va a permitir, entre otras cosas, desarrollar una estrategia de Inbound Marketing acorde a la información que quiere ver el consumidor así como definir a la perfección acciones como el copywriting o la estrategia de contenidos que utilizaremos en el blog, que tan necesarias son para optimizar las búsquedas online.

Conocer a nuestro cliente objetivo, ser conscientes de sus gustos e intereses y crear un vínculo entre consumidor y empresa es uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta en la era digital.

El marketing, como todo, evoluciona con los años hacia nuevas formas. En este caso, y acorde al momento que viven los mercados en la actualidad, la innovación se une al avance tecnológico para conseguir de la publicidad el mismo propósito, pero ahora empleando canales distintos. El marketing digital es ya una realidad para la empresa, habiéndose quedado la mercadotecnia tradicional a un lado eso sí, siempre servirá de inspiración para nuestra próxima campaña de publicidad, ahora como un recuerdo del pasado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Close
Close